Esta web utiliza cookies, puedes ver nuestra política de cookies, aquí Si continuas navegando estás aceptándola
Política de cookies +
El Testigo Fiel
rápido, gratis y seguro
conservar sesión
  • Por sobre todo, los miembros registrados dan forma y sentido a este sitio, para que no sea solamente un portal de servicios sino una verdadera comunidad de formación, reflexión y amistad en la Fe.
  • Además tienes ventajas concretas en cuanto al funcionamiento:
    • Tienes reserva del nombre, de modo que ningún invitado puede quedarse con tu identidad.
    • En los foros, puedes variar diversas opciones de presentación (color de fondo, cantidad de mensajes por página, etc.), así como recibir mail avisándote cuando respondan a cuestiones de tu interés.
    • También puedes llevar un control sobre los mensajes que leíste y los que no, o marcarlos para releer.
    • Puedes utilizar todas las funciones de la Concordancia Bíblica on-line.
registrarme
«Mira que estoy a la puerta y llamo,
si alguno oye mi voz y me abre la puerta,
entraré en su casa y cenaré con él, y él conmigo...»
formación, reflexión y amistad en la fe, con una mirada católica ~ en línea desde el 20 de junio de 2003 ~
Actualidad: Noticias:
Buscador simple (o avanzado)
El buscador «simple» permite buscar con rapidez una expresión entre los campos predefinidos de la base de datos. Por ejemplo, en la biblioteca será en título, autor e info, en el santoral en el nombre de santo, en el devocionario, en el título y el texto de la oración, etc. En cada caso, para saber en qué campos busca el buscador simple, basta con desplegar el buscador avanzado, y se mostrarán los campos predefinidos. Pero si quiere hacer una búsqueda simple debe cerrar ese panel que se despliega, porque al abrirlo pasa automáticamente al modo avanzado.

Además de elegir en qué campos buscar, hay una diferencia fundamental entre la búsqueda simple y la avanzada, que puede dar resultados completamente distintos: la búsqueda simple busca la expresión literal que se haya puesto en el cuadro, mientras que la búsqueda avanzada descompone la expresión y busca cada una de las palabras (de más de tres letras) que contenga. Por supuesto, esto retorna muchos más resultados que en la primera forma. Por ejemplo, si se busca en la misma base de datos la expresión "Iglesia católica" con el buscador simple, encontrará muchos menos resultados que si se lo busca en el avanzado, porque este último dirá todos los registros donde está la palabra Iglesia, más todos los registros donde está la palabra católica, juntos o separados.

Una forma de limitar los resultados es agregarle un signo + adelante de la palabra, por ejemplo "Iglesia +católica", eso significa que buscará los registros donde estén las dos palabras, aunque pueden estar en cualquier orden.
La búsqueda admite el uso de comillas normales para buscar palabras y expresiones literales.
La búsqueda no distingue mayúsculas y minúsculas, y no es sensible a los acentos (en el ejemplo: católica y Catolica dará los mismos resultados).

¿Cómo debe acoger la Iglesia a las víctimas de abusos? Guía práctica del papa Francisco

18 de nov de 2023
Los curas abusadores “tienen el deber moral de pedir perdón a las víctimas por sus acciones”, ha dicho el Pontífice al recibir a los responsables diocesanos de los centros de escucha italianos.

El papa Francisco ha recibido esta mañana en audiencia a los representantes diocesanos de los servicios de protección de la infancia y de los centros de escucha, que “representan el compromiso de la Iglesia en Italia en la promoción de una cultura de protección de los menores y de los más vulnerables”.

Tras concluir su primer encuentro nacional, han estado junto al Pontífice, que les ha reclamado no detenerse “en nuestra acción para proteger a los menores y a los vulnerables y, al mismo tiempo, combatir cualquier forma de abuso, ya sea sexual, de poder o de conciencia”. En este sentido, les ha sugerido, a modo de guía práctica, tres verbos para el acompañamiento a las víctimas: proteger, escuchar y sanar.

Proteger

“Toda la comunidad cristiana, en la riqueza de sus componentes y capacidades, debe implicarse, porque la acción de protección es parte integrante de la misión de la Iglesia en la construcción del Reino de Dios: proteger significa dirigir el corazón, la mirada y trabajar con precisión en favor de los más pequeños e indefensos”, ha señalado Jorge Mario Bergoglio.

En este sentido, ha proseguido: “Es un camino que requiere renovación interna y comunitaria, en justicia y verdad. Quienes guardan su corazón saben que no se puede aceptar ningún silencio ni ocultamiento sobre el tema del abuso -este no es un asunto negociable-“.

Para Francisco, “vigilar significa también prevenir ocasiones de daño, y esto solo es posible mediante actividades de formación constante, encaminadas a difundir la sensibilidad y la atención hacia la protección de los más frágiles”. “Y esto también es importante fuera de nuestro mundo eclesiástico”, ha remarcado.

Escuchar

“Para protegerlo es necesario saber escuchar. La escucha es un movimiento del corazón y es también una opción fundamental para poner en el centro de todas nuestras acciones a quienes han sufrido o sufren y a quienes son más frágiles y vulnerables”, ha remarcado.

Y ha continuado: “Escuchar a las víctimas es el paso necesario para hacer crecer una cultura de la prevención, que se concreta en la capacitación de toda la comunidad, en la implementación de procedimientos y buenas prácticas, en la vigilancia y en esa claridad de acción que construye y renueva la confianza”.

Según ha recalcado Francisco, “solo escuchar el dolor de las personas que han sufrido estos terribles crímenes abre a la solidaridad y nos empuja a hacer todo lo posible para garantizar que los abusos no se repitan. Solo así se puede compartir verdaderamente lo sucedido en la vida de una víctima, para sentirse interpelado a la renovación personal y comunitaria”.

“Estamos llamados a una reacción moral -ha continuado-, a promover y dar testimonio de la cercanía hacia quienes han sido heridos por los abusos. Saber escuchar es cuidar de las víctimas”.

Sanar

“Solo siguiendo el camino del cuidado y la escucha es posible sanar. La ‘cura’ de las heridas es también una obra de justicia. Precisamente por eso es importante perseguir a quienes cometen tales crímenes, más aún si se trata de contextos eclesiales”, ha señalado.

Asimismo, refiriéndose a los sacerdotes abusadores, ha insistido en que “ellos mismos tienen el deber moral de una profunda conversión personal, que lleve al reconocimiento de la propia infidelidad vocacional, a la reanudación de la vida espiritual y a la humilde petición de perdón a las víctimas por sus acciones”.

Por último, el Papa les ha pedido que sigan haciendo todo lo posible para que “todos aquellos que han sido heridos por el flagelo de los abusos puedan sentirse libres de acudir con confianza a los centros de escucha, encontrando esa acogida y ese apoyo que pueda aliviar sus heridas y renovar la confianza traicionada”.

puedes agregar un comentario
nombre:
email (opt):
comentario:
Ip: 44.200.27.215
Copia este código antispam en el casillero:
© El Testigo Fiel - 2003-2024 - www.eltestigofiel.org - puede reproducirse libremente, mencionando la fuente.
Sitio realizado por Abel Della Costa - Versión de PHP: 7.2.34